miércoles, 23 de abril de 2008

Shiatsu

Qué es

El Shiatsu, de Shi (dedo) y atsu (presión) es un método de masaje por presión que combate el desequilibrio del cuerpo y del espiritu. Es una técnica de aplicación de la medicina tradicional china y sigue los mismos principios de energia y de meridianos que la acupuntura. El potencial terapéutico del Shiatsu fué redescubierto en Japon a principios del siglo XIX y fué precisamente un japonés de nombre Tamai Tempaku quien elaboró la técnica actual del Shiatsu al combinar las técnicas tradicionales y los conocimientos fisiológicos y anatómicos de la medicina occidental.
El objetivo del Shiatsu es de reequilibrar el flujo de energía vital en nuestro cuerpo y así calmar muchos males.
Cómo funciona - Visión Oriental

El Shiatsu puede aplicarse a hombres, mujeres embarazadas y niños de todas las edades y en cada caso se determinan los objetivos a conseguir. En el niño, se busca mejorar su constitución y fortalecimiento del cuerpo. En los adultos, se intenta mantener y mejorar el estado general. En la mujer embarazada se fortalece el organismo y ayuda a soportar todos los cambios físicos que se producen durante la gestación. En los ancianos ayuda a mantener el cuerpo flexible para prevenirlo de las enfermedades. Recibir Shiatsu con regularidad ayuda a descubrir los posibles cambios que se manifiestan en el cuerpo: contracturas musculares, flaccidez de los músculos, rigidez de las articulaciones, funcionamiento de los órganos, etc. Así, se impide la acumulación de estrés y de toxinas que pueden provocar la aparición de alguna patología.
No es necesario estar enfermo para experimentar los beneficios del shiatsu. Al aumentar el nivel energético con shiatsu, se reduce el estrés, la ansiedad y las tensiones, permitiendo que la vitalidad general aumente y mejoren tanto la postura corporal como el funcionamiento general del organismo, produciéndose una gran sensación de bienestar.

En síntesis

Elimina el estrés tanto físico como emocional.
Mejora el funcionamiento general del organismo.
Equilibra el sistema nervioso.
Mejora y elimina los problemas de columna vertebral.
Alivia las dolencias de articulaciones.
Aumenta la vitalidad.
Equilibra la capacidad respiratoria.
Produce una profunda relajación que beneficia el estado psicoanímico.

Recibir Shiatsu con regularidad impide la acumulación de estrés y de toxinas que pueden provocar la aparición de disfunciones orgánicas

No hay comentarios: