miércoles, 9 de febrero de 2011

Un conquistador


Fue el rey de Macedonia desde 336 a. C. hasta su muerte y está considerado como uno de los líderes militares más importantes de la Historia, por su conquista del Imperio persa. Fue una persona de mucha importancia para la civilización griega.
Pero como todo en esta vida, tuvo que tener un final, y aquí viene lo interesante, ya que al ver tan de cerca a la muerte, Alejandro magno hizo tres peticiones a sus generales:

►Que su ataúd fuese llevado en hombros y transportado por los propios médicos de la época.

►Que los tesoros que había conquistado (plata, oro, piedras preciosas, etc. ), fueran esparcidos por el camino hasta su tumba.

►Que sus manos quedaran balanceándose en el aire, fuera del ataúd, y a la vista de todos
.

Sin duda extrañas peticiones, sus generales pensaron lo mismo, y al cuestionarle a Alejandro sobre ellas, este respondió:

Quiero que los más eminentes médicos carguen mi ataúd para así mostrar que ellos no tienen, ante la muerte, el poder de curar.

►Quiero que el suelo sea cubierto por mis tesoros para que todos puedan ver que los bienes materiales aquí conquistados, aquí permanecen.

►Quiero que mis manos se balanceen al viento, para que las personas puedan ver que vinimos con las manos vacías, y con las manos vacías partimos.

No hay comentarios: