miércoles, 1 de agosto de 2012

La Tabla de la Esmeralda


DE HERMES TRIMEGISTO
LA LLAVE DE LA SABIDURÍA
Sabiduría es Poder y Poder es Sabiduría. Uno con otro perfeccionan el todo...
No seas orgulloso, oh hombre, de tu sabiduría; habla con el ignorante, así como con el sabio. Si alguno viene a ti lleno de conocimiento, escúchalo y pon atención, pues la sabiduría lo es todo...
No te quedes silencioso cuando se hable del mal, pues la Verdad, como la luz del sol, brilla por encima de todo...
No causes temor, pues el temor es una esclavitud, un grillete que ata las tinieblas en los hombres.
Si vives entre los hombres, vuélvete Amor, que es el principio y fin del corazón...
Si quieres ser grande entre los hombres, ve que seas honrado por tu conocimiento y por tu voluntad...
Aquello que llevas almacenado en conocimiento y amor, esas cosas que son tuyas, volverán a ti multiplicadas si son compartidas con un amigo...
Hombres!, escuchad la voz de la Sabiduría; escuchad la Voz de la Luz. Los misterios que existen en el Cosmos, al descubrirse, llenarán al mundo con su Luz.
Dejad que el que va a ser libre de la esclavitud de las tinieblas adivine primero la diferencia entre lo material y lo inmaterial, lo distinto entre el fuego y la tierra; pues recuerda que así como a la tierra desciende lo que es terrenal, así también el fuego asciende al fuego que está arriba y se vuelve UNO.
Todo aquel que sabe de su propio fuego interno, sabe que tendrá que ascender y ser Uno con el Fuego Eterno...
El fuego interno es el más potente de todas las fuerzas, pues éste vence todas las cosas, y penetra las cosas de la tierra.
¡Escucha, oh hombre! Y oye esto:
¿En dónde cesan el hombre y la forma?
Solamente en la conciencia invisible, una fuerza infinita de brillante radiación.
Las formas que tú creaste, iluminando tu visión, no son más que los efectos que le siguen a tus causas.

No hay comentarios: